Lista de Páginas Marketing internacional
  • Plan Marketing Internacional
  • Análisis, sensibilidad y rentabilidad
  • COGS-Coste de los bienes vendidos
  • Desarrollo productos mercados internacionales
  • Estrategia y fijación de precios en los mercados internacionales
  • Atención al cliente en el comercio internacional
  • Métodos y formas de entrada en mercados internacionales
  • Propuesta única de venta USP para nuevos mercados
  • Técnicas de ventas internacionales eficaces
  • Desarrollo productos mercados internacionales y exportación

    Contenido de esta página:

    5 pasos para desarrollar un nuevo producto que encantará a tus clientes

    El desarrollo de un producto es una propuesta arriesgada, que exige invertir tiempo y recursos valiosos sin ninguna garantía de éxito.

    Pero la recompensa puede ser enorme si tu nuevo producto triunfa en el mercado.

    ¿Cómo maximizar las posibilidades de éxito comercial?

    Paso 1: lluvia de ideas e investigación en equipo

    En primer lugar, hay que ponerse manos a la obra.

    Tu equipo debe hacer primero una lluvia de ideas, debatir e investigar para llegar a una idea viable.

    Esto suele denominarse la fase inicial del desarrollo del producto.

    Puede ser caótico. Aunque no consuma muchos recursos ni dinero, puede representar más de la mitad del tiempo que se tarda en sacar un producto al mercado.

    Para que este proceso funcione, debes implicar a todo el equipo.

    Esto incluye ventas y marketing, junto con la alta dirección.

    Es necesario que todo el mundo se siente a la mesa para realizar un análisis DAFO completo y evaluar si tiene posibilidades razonables de éxito frente a los competidores establecidos.

    No basta con sacar al mercado algo que sea ligeramente mejor.

    Debes superar sustancialmente a tus rivales.

    Es importante asegurarse de que tus empleados y cualquier otra persona que entre en contacto con detalles sobre el nuevo producto (inversores, proveedores y consultores) mantengan el secreto firmando acuerdos de no divulgación o confidencialidad.

    No querrás que la información se filtre y ver cómo un competidor se aprovecha de tu duro trabajo.

    De este modo también preservarás tu derecho a solicitar una patente o la protección de un diseño industrial más adelante.

    Paso 2: evaluar el mercado

    «Si lo construyes, ellos vendrán» no es un mantra que debas adoptar para tus esfuerzos de desarrollo de productos. En lugar de eso, hay que tantear el terreno.

    Habla con clientes actuales y/o potenciales para calibrar su interés en el producto que te propones crear.

    Pregúntales por las características y ventajas que consideran más beneficiosas y por el precio que estarían dispuestos a pagar.

    Este es el tipo de investigación de mercado de primera mano que necesitas para determinar si puedes presentar un argumento comercial viable para el producto.

    Ahora ve más allá.

    Asiste a ferias comerciales.

    Aprovecha las redes sociales para solicitar opiniones del mercado, ofreciendo algún tipo de incentivo por participar.

    Utiliza las pruebas A/B en línea para ver qué características o variaciones producen la respuesta más fuerte.

    Deja claro que se trata de un concepto de producto, no de un producto disponible para la venta.

    Paso 3-Construir y probar un prototipo

    En este punto, ya has llegado al quinto paso del popular proceso de innovación de ocho etapas de Robert G. Cooper.

    Has generado la idea, la has analizado, has probado el concepto en el mercado y has generado un caso de negocio viable. (O has demostrado que no existe un caso de negocio viable, y hay que volver a la mesa de dibujo).

    Ahora es el momento de crear un prototipo y probarlo.

    Considera las ventajas de crear un producto mínimo viable.

    Con este enfoque, se sale al mercado con un prototipo básico para obtener lo antes posible la opinión de los probadores.

    Incorpora esta información a posteriores mejoras antes de volver a enviar el prototipo para que lo prueben.

    Repítelo tantas veces como sea necesario.

    Estas «pruebas de mercado rápidas» reducen el tiempo necesario para llegar a un producto final con las mejores posibilidades de atraer clientes.

    Y no pases por alto las oportunidades de marketing para dar a conocer el producto a través de este proceso.

    Asegúrate de que tus probadores firmen acuerdos de confidencialidad para mantenerlo en secreto.

    Se diligente y asegúrate de que tu prototipo no viola el registro de propiedad intelectual de otra persona.

    Si lo haces pronto, evitarás perder un tiempo y unos recursos preciosos y descubrir que tienes que pagar unas tasas de licencia muy elevadas o modificar el producto para evitar los derechos de propiedad intelectual de otra persona.

    Esta investigación puede hacerse en línea (Oficina de la Propiedad Intelectual, Oficina de Patentes y Marcas, Oficina Mundial de la Propiedad Intelectual, Google Patents), o con la ayuda de un experto.

    Proteger la marca (marca comercial), la obra literaria/artística/musical/dramática (derechos de autor), y el aspecto y la sensación de un producto (diseño industrial) o la invención (patente) ayudará a tu empresa a crear valor a largo plazo.

    Paso 4-Llevarla al mercado

    Ahora es el momento de resolver los detalles de fabricación, distribución, ventas y apoyo para comercializar el producto.

    La fabricación y la distribución pueden ser áreas que tu empresa deba subcontratar a terceros.

    Si es así, investiga tus opciones con la misma diligencia que empleaste para realizar tu estudio de mercado.

    Busca credenciales y testimonios.

    Busca referencias de empresas con necesidades comparables a las tuyas.

    Si un posible socio de fabricación o distribución se niega a facilitarte el acceso a sus clientes, es una señal de alarma que debería hacerte reflexionar.

    Paso 5: limar asperezas

    La etapa final del proceso de Cooper consiste en afinar todos los aspectos de la producción, las pruebas, las ventas y la distribución.

    También hace hincapié en la idea del «precio perfecto».

    Después de cualquier precio introductorio, hay que ajustar los precios para maximizar los márgenes, sin salirse del mercado.

    Y recuerda, nada está escrito en piedra

    El proceso de desarrollo de nuevos productos rara vez está exento de contratiempos y fracasos.

    Se flexible y realista en tus expectativas.

    La clave es tener una idea clara de lo que el mercado quiere y está dispuesto a pagar, y actuar con rapidez basándose en esa información.

    NOTICIAS QUE IMPORTAN Y EXPORTAN

    Antes de seguir. ¿Quieres estar mejor informado?

    Recibe semanalmente un resumen de noticias de casi 200 fuentes de información, sobre niveles de fletes y todo lo relacionado con el comercio exterior e internacional, cuidadosamente seleccionadas y resumidas a mano por mí.

    Darse de alta es gratis. Darse de baja también.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Content Protected Using Blog Protector By: PcDrome.